Curiosidades sobre los opistobranquios

¿Sabías que…?

Flabellina affinis by Miquel Pontes

Flabellina affinis

La palabra «nudibranquio» significa «branquias desnudas». Deriva del Latín «nudus» (desnudo) y del Griego «brankhia» (branquias), es decir, con las branquias desnudas. Se refiere a las pequeñas protuberancias en forma de flor que pueden verse en el dorso de muchos de estos animales.

Hay más de 3.000 especies de nudibranquios. Viven desde la superficie hasta profundidades de 2.500 metros. Se encuentran en todos los mares, desde el trópico hasta los polos, aunque la mayoría habitan en los mares cálidas y a poca profundidad.

Muchos nudibranquios son venenosos mientras que otros pretenden serlo. Algunos adquieren las células urticantes de los hidrozoos de que se alimentan y las almacenan activas en su interior para su protección. Muchas especies de nudibranquios que comen esponjas acumulan toxinas en su cuerpo, de forma que se vuelven tóxicos e incomestibles. Algunos nudibranquios incluso sintetizan sus propios productos químicos para defenderse. Todas estas especies suelen anunciar que son peligrosas, son tóxicas o tienen mal sabor con brillantes colores en sus cuerpos.

Al menos dos especies de nudibranquios son capaces de hacer sonidos audibles por el hombre. En 1884 Philip Henry Goose publicó unas observaciones de un Profesor Grant sobre Facelina annulicornis y Dendronotus frondosus como capaces de hacer un sonido distintivo con su boca, y repetirlo a intervalos.

Onchidoris neapolitana (2) by Enric Madrenas

Onchidoris neapolitana

Muchas especies de nudibranquios se camuflan perfectamente en el medio en que viven. Esto es porque su estrategia de supervivencia es no ser detectados. Muchas especies no han sido descubiertas hasta hace muy poco por ello.

Los nudibranquios son hermafroditas. Esto quiere decir que son macho y hembra simultáneamente. Cuando se aparean se fertilizan mutuamente para maximizar sus probabilidades de supervivencia. Luego ambos ponen huevos formando bellos diseños, habitualmente en espiral.

Algunos nudibranquios (en realidad opistobranquios) funcionan con energia solar. Estas especies acumulan en sus cuerpos los cloroplastos de las algas de las que se alimentan, de forma que los mantienen activos y son capaces de realizar la fotosíntesis cuando están expuestos a la luz, sintetizando nutrientes que son aprovechados por el animal cuando no tiene comida disponible.

La mayoría de los nudibranquios son bentónicos. Viven pegados al fondo del mar, pero algunas especies como Phylliroe son pelágicas, es decir, viven en la columna de agua y otras como Glaucus viven en la superficie.

Rinófor de Felimare picta by Miquel Pontes

Felimare picta, rinóforo

Los dos «cuernos» de los nudibranquios se llaman rinóforos. Deriva del Griego «rhino», nariz, y «phore», llevar y son básicamente receptores químicos (podríamos decir que olfativos) que permiten al animal localizar su comida y otros ejemplares para reproducirse. Vistos de cerca tienen delicadas formas diseñadas para maximizar la superficie sensorial expuesta al mar, aumentando su capacidad de detectar substancias químicas. Tener estas protuberancias en el cuerpo los hace vulnerables, por lo que muchas especies son capaces de encogerlos dentro del cuerpo cuando están en peligro.

El canibalismo existe en el mundo de los nudibranquios. Algunas especies se alimentan de otros nudibranquios, a veces incluso ejemplares de su misma especie si no hay otro alimento disponible. El ataque se produce atrapando a su presa con los dientes de la rádula, o absorbiéndola y digiriéndola mediante enzimas digestivos, según la especie.

En algunos lugares del mundo comen nudibranquios. En Chile y en algunas islas de Rusia y Alaska asan o cuecen algunas especies de nudibranquios, e incluso los consumen crudos. La textura ha sido descrita como «gomosa».

Citar este artículo como:

Pontes, M.  (2018) "Curiosidades sobre los opistobranquios," en VIMAR-Vida Marina, publicado el 18/11/2018, accedido el 08/08/2022 en (https://vidamarina.info/?p=125).

Miquel Pontes on FacebookMiquel Pontes on FlickrMiquel Pontes on InstagramMiquel Pontes on LinkedinMiquel Pontes on Twitter
Miquel Pontes
Miquel Pontes
Informático de profesión, es fotógrafo submarino y naturalista aficionado. Submarinista desde 1994, su “logbook” cuenta con centenares de inmersiones en el mar Mediterráneo, mar Caribe y mar Rojo y en los océanos Atlántico, Índico y Pacífico. Fundador del Grupo de Estudios M@re Nostrum en 1996, socio fundador de Grup de Recerca en Opistobranquis de Catalunya en 2010, socio fundador del Grup de Recerca VIMAR (Vida Marina) en 2012. Co-autor y webmaster del web dedicado a los moluscos opistobranquios del Mediterráneo e Iberia OPK - Opistobranquis, co-autor del libro "Els nudibranquis del mar català" publicado en 2020 por Brau Edicions, descubrió el interesante mundo de los opistobranquios en 1997 de la mano de sus compañeros de inmersión y desde entonces ha sido una línea de trabajo continuada, aportando fotos submarinas, observaciones hechas en el medio natural y colaborando en la difusión de este área del conocimiento. Autor y co-autor de múltiples publicaciones científicas sobre moluscos opistobranquios (y otros grupos animales), ha participado y participa en todo tipo de proyectos divulgativos (libros, revistas, webs, conferencias, exposiciones …) como medio para difundir su interés principal: proteger los mares y los seres que los habitan. Desde 2019 es coordinador del grupo VIMAR (Vida Marina) y es webmaster de esta página web.

Miquel Pontes

Informático de profesión, es fotógrafo submarino y naturalista aficionado. Submarinista desde 1994, su “logbook” cuenta con centenares de inmersiones en el mar Mediterráneo, mar Caribe y mar Rojo y en los océanos Atlántico, Índico y Pacífico. Fundador del Grupo de Estudios M@re Nostrum en 1996, socio fundador de Grup de Recerca en Opistobranquis de Catalunya en 2010, socio fundador del Grup de Recerca VIMAR (Vida Marina) en 2012. Co-autor y webmaster del web dedicado a los moluscos opistobranquios del Mediterráneo e Iberia OPK - Opistobranquis, co-autor del libro "Els nudibranquis del mar català" publicado en 2020 por Brau Edicions, descubrió el interesante mundo de los opistobranquios en 1997 de la mano de sus compañeros de inmersión y desde entonces ha sido una línea de trabajo continuada, aportando fotos submarinas, observaciones hechas en el medio natural y colaborando en la difusión de este área del conocimiento. Autor y co-autor de múltiples publicaciones científicas sobre moluscos opistobranquios (y otros grupos animales), ha participado y participa en todo tipo de proyectos divulgativos (libros, revistas, webs, conferencias, exposiciones …) como medio para difundir su interés principal: proteger los mares y los seres que los habitan. Desde 2019 es coordinador del grupo VIMAR (Vida Marina) y es webmaster de esta página web.

Los comentarios están cerrados.